Cómo doblar cazadoras, chaquetas de cuero y abrigos de piel sin que se arruguen

Aunque el doblar una prenda para meterla en la maleta es muy fácil, son muchos los clientes que nos preguntan cómo es la mejor forma de doblar una chaqueta o abrigo de piel para que no creen arrugas. Así que si vas a viajar y quieres asegurarse de que estas prendas lleguen de punta en blanco a tu lugar de destino, sigue nuestros consejos. 😉

Además de los mejores métodos para evitar pliegues y arrugas, te traemos el paso a paso de cada uno de ellos para que aprendas a doblar un abrigo y a doblar una chaqueta. Sin más, descubre cómo hacer la maleta perfecta para que tus prendas conserven un planchado de tintorería.

Cómo doblar una chaqueta o abrigo para viajar

Damos por hecho que la chaqueta o el abrigo no lo puedes llevar en una percha con una buena funda de tejido como por ejemplo las que entregamos con las prendas en nuestro packaging de juanpinapiel.com.

Eso sería lo ideal, es decir, llevar la prenda colgada de una percha y con una funda de tela. De esta forma la podríamos colgar en el coche sin problemas o extenderla sin doblarla mucho en el maletero del coche o en los asientos traseros.

Ahora bien, suponiendo que esa opción no existe y que tampoco la puedes llevar puesta o colgando de tu brazo durante el viaje para ahorrar espacio y arrugas, tendrás que optar por otras opciones que te contamos a continuación.

Enrolla las prendas para aprovechar al máximo el espacio

 

doblar chaqueta

 

Es el método más recomendado por los organizadores de ropa, pues reduce las arrugas en todo tipo de prendas. Pero, sin duda, notarás la diferencia con las chaquetas y/o abrigos livianos. Para ello, dobla la ropa, luego enróllala en forma de cilindro, dejando por fuera solo una manga, y finalmente envuelve con esa manga tu “cilindro” para evitar que se desarme.

Aunque este es un método muy utilizado con el que se ahorra mucho espacio en la maleta y permite viajar con más cantidad de ropa no es lo recomendable para prendas de piel ya que es muy posible que se acaben arrugando. Sí lo recomendamos para abrigos y chaquetas de tejidos de otros tejidos más livianos, así como para camisetas de algodón, pantalones, etc.

Dobla la prenda siguiendo el patrón (nuestra recomendación)

 

como doblar chaqueta

 

Esta opción admite prendas livianas y gruesas como las cazadoras con acolchado.

  1. Extiende tu abrigo y cierra las cremalleras y botones.
  2. Cruza ambas mangas a la altura del pecho.
  3. Dobla la parte inferior hacia arriba y con mucho cuidado dale la vuelta a la prenda de manera que el revés quede expuesto y voilá.

El resultado quedará como una almohada, pero con menos relleno. Recomendamos que lo dejes para lo último y no pongas muchas más prendas encima de ésta porque facilitaría la aparición de arrugas.

Desde nuestro punto de vista esta es la mejor opción para doblar chaquetas de cuero y abrigos de piel.

Doblar la ropa por capas

 

doblar ropa para maleta

 

Consiste en meter en la maleta la ropa bien extendida, sin importar que sobresalga alguna parte (por ejemplo, las mangas) porque después nos ocuparemos de eso. Continúa poniendo tus abrigos y chaquetas uno encima del otro, eso sí, bien estirados y cuando hayas terminado, dobla, hacia dentro, las partes que sobresalieron.

Esta técnica es interesante porque se evitan las arrugas pero si no planificas bien el orden de las prendas puede que se te quede un poco desorganizado.

Pasos a seguir para doblar una chaqueta o abrigo

Muchas veces a nuestras cazadoras o abrigos les salen pliegas por cómo los doblamos y no por la cantidad de ropa que empacamos. Por eso y para que las arrugas ya no sean tus pesadillas, vamos a explicarte cuáles son los pasos para un doblaje de la prenda impecable. 😉

Pero antes recordemos que esta técnica tiene aquí un poco más de atención porque admite piezas livianas y gruesas. Sin embargo, debes saber que existen varios tipos de doblado de ropa, por lo que aquí nos centraremos en el que funciona para chaquetas y abrigos.

Pasos:

  1. Extiende la prenda boca abajo: plánchala con la mano y asegúrate de que las solapas queden juntas, cerrando botones o cremalleras.
  2. Traza tres líneas imaginarias a lo largo de tu abrigo: una en el centro y las otras a la derecha y la izquierda.
  3. Dobla hacia el centro cada extremo de la prenda, incluyendo las mangas.
  4. Enrolla o continúa doblando: si la prenda no se puede enrollar, dobla hacia arriba la parte inferior.

¿Ahora que ya sabes cómo doblar la ropa, te animas a viajar con tu chaqueta de piel en la maleta? Recuerda: no hace falta ser un experto para que las chaquetas y/o abrigos estén libres de arrugas después de un largo viaje, así que manos a la obra y viaja sabiendo que tus prendas no necesitarán planchado al llegar a tu destino.


Echa un vistazo a nuestra colección: 

 

¡Suscríbete a nuestra newsletter para conocer las últimas tendencias y disfrutar de ofertas especiales!

Sólo utilizaremos tu nombre y correo electrónico para poder enviarte los boletines, no se cederán a terceros. Para más información lee nuestra Política de Privacidad.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *